lunes, 23 de marzo de 2015

Take Me On de Katy McGarry- Reseña


TAKE ME ON

Autora: Katy McGarry

Serie: Pushing The Limits #4

Sinopsis:

Haley, una campeona de kickboxing, juró que nunca volvería a poner pie en un ring después de una trágica noche. Pero entonces, el chico en el que no puede dejar de pensar acepta una pelea de artes marciales mixtas en su honor. De pronto, Haley tiene que entrenar a West Young. Un chico con actitud, West es todo de lo que Haley prometió mantenerse alejada. Sin embargo, él no duraría ni cinco segundos en el ring sin ella.

West le está escondiendo un enorme secreto a Haley. Acerca de quien es él en realidad. Pero ayudarla—pelear por ella—es su oportunidad de redención. Especialmente cuando es su culpa que su familia se este desmoronando. West no puede cambiar el pasado, pero tal vez puede cambiar el futuro de Haley.

Haley y West han acordado mantener su relación estrictamente en el ring. Pero mientras inesperados lazos comienzan a formarse y la atracción aparece, ellos enfrentaran sus más oscuros miedos y aprenderán que vale la pena luchar por amor.


Reseña:


          Y aquí vengo con el cuarto libro de la serie Pushing The Limits, y la verdad es que vengo cada vez más encantada con los libros que escribe esta autora, ninguno te deja poco satisfecha, todo hay que reconocerlo. Aunque... y siempre hay un aunque, creo que ha sido el más flojo de todos porque me ha parecido una relación un tanto...  ¿sencilla? Algo que se suele apreciar en los libros, pero no en uno de Katy.




La historia continúa siguiente la línea del resto de libros, y aparecen muchos de los personajes anteriores, es más, el protagonista masculino es nada más y nada menos que el hermano de Rachel, West. Mientras que por otro lado tenemos a Haley, una chica humilde que sufre por la escasez de dinero que sufre su familia después de que su padre fuese despedido y un hombre del pasado le haya hecho tal daño como para atemorizarla para estar con otro.

Ahora, un aplauso para la autora porque es la primera que leo que no se encargar de hacer romántica la violencia entre una pareja, ni física ni psicológica. Y es que últimamente muchas autoras se encargan de acudir a los golpes para poder crear el personaje de un chico malo, y no siempre es así. En este libro entendemos perfectamente que casi nunca el chico malo cambia y se convierte en el príncipe azul. 
Ahora sí, centrémonos en los personajes:

Haley: nuestra protagonista ha tenido y tiene una vida dura, no solo por la falta de dinero al haber sido su padre despedido y sumido en una depresión, sino también por el hecho de que ha tenido que abandonar una de sus grandes pasiones, el kick boxing. El caso es que tanto ella como su familia han acabado viviendo en casa de su tío, un hombre que los detesta, en especial a Haley. Esto provoca que siempre tenga que vivir sobre unas reglas para no ser expulsados de la casa. Es una persona cerrada, que trata de mantener todo para sí misma, es por ello que jamás ha contado a nadie una experiencia que la atemorizó hasta el punto de tener miedo la mayor parte del tiempo, miedo de ser juzgada y de provocar daño a los que más quiere. 

West: aquí debo confesar que cuando supe que iba a ser el protagonista, me echó un poco para atrás el libro. Porque adoré la historia de Isaiah y Rachel, y en esa historia West era un absoluto imbécil. Pero al acabar el libro pude descubrir cosas de él que me sorprendieron, o sea, raro que no me enamorase del todo, pero si que pasó a mi lista de friendzone. El caso es que es demasiado impulsivo, siempre metiéndose en peleas para poder solucionar las cosas o liberar su rabia interna, y aunque parezca el chico malo con la vida perfecta, no es así, su casa está llena de problemas, desde que su madre no haya superado la muerte de su hija, que su padre lo infravalore constantemente y ahora lo carcome por dentro el accidente de Rachel.

La forma en la que se conocen es una completa locura, y lo que hace que se desarrolle el problema en el acaban metidos. Aquel en que West se propone enamorar a Haley y luchar por ella en el ring contra el que fue su ex novio y aún tiene cierto sentido de propiedad sobre ella. Algo que no acaba de gustarle a nuestro protagonista, quien se encuentra asombrado por su chica desde el primer momento. Otro punto a favor de la autora, el respeto y admiración de West hacía Haley, valorándola más por su inteligencia que su físico, y sin importarle su condición social o la falta de dinero.
Tengo que hacer una mención importante y obligada a Abby, creo que es el personaje secundario que ha eclipsado a los principales, bajo mi punto de vista. Es una chica que tiene... tanto por decubrir. Es que exijo un libro de ella ahora mismo, me asombra este personaje, de verdad. Me atrevería a decir que es mi favorito de toda la serie y eso que solo ha aparecido en varias ocasiones y aún no se le ha creado su propia historia, cosa que espero que suceda. Y es que Abby es algo así como el gif:


Mi puntuación:

3,5/5